El salto al vacío de las Ensaladas
Jul14

El salto al vacío de las Ensaladas

Es la nueva técnica que aplican en Ensaladas Verdes para tratar sus productos, una empresa familiar leonesa que apuesta desde su creación por la investigación y la innovación. Cultivos de verano que llegan directos a la mesa desde los campos de Villarejo de Órbigo. Seleccionados, limpios y envasados, listos para consumir. Ahora, un proceso de I+D+i permite conservar durante más tiempo los vegetales con todas sus cualidades alimenticias y su sabor. Todo sobre seguro. Dejó un puesto directivo en una multinacional y regresó a la tierra de sus padres para poner en marcha un proyecto en el que se fusionan la economía y la investigación. Resultados e innovación. La mejor de las cuentas de resultados. Es la nueva forma de cultivar el campo leonés, la gran apuesta tecnológica para cultivos tradicionales. En unos terrenos familiares, en Villarejo de Órbigo, Jacinto Mendoza levantó en 2005 su sueño. Una empresa que ha dado el vuelco al sistema de cultivo, tratamiento, procesamiento y venta de hortalizas. Junto con sus hijos Ana y Víctor, han concebido Ensaladas Verdes como una industria en constante innovación. Su departamento de I+D+i es uno de los más activos del sector en la provincia, orientado a la producción de artículos de calidad, que conserven las propiedades naturales y tengan la total garantía de seguridad alimentaria. Del campo a la mesa. Sin que el consumidor tenga que dar más pasos. Son las verduras de cuarta gama, un sistema de elaboración que utiliza productos vegetales frescos, preparados, lavados, envasados y listos para consumir sin haber sufrido un tratamiento de congelación. Sus líneas de procesado de ensaladas y las de envasado tienen una capacidad de producción superior a los 25 millones de bolsas. Ahora, Jacinto Mendoza y sus hijos han apostado por la técnica del ‘vaccum cooling’, un sistema de enfriamiento por aplicación de vacío. Una nueva inversión tecnológica en una fábrica acostumbrada a las innovaciones. El enfriamiento con vacío se realiza en una máquina en la que es posible bajar la temperatura de lechugas, escarolas y brotes recién cortados en el campo de su temperatura exterior, que a veces supera los 30 grados, a 2 grados. Y hacerlo en el menor tiempo posible. En Ensaladas Verdes lo logran en menos de 25 minutos. La técnica permite conservar con todas sus cualidades alimenticias, de sabor y aspecto un producto perecedero. La velocidad es vital para lograrlo. Y, como consecuencia, se logra también alargar la vida útil de producto aproximadamente dos días más. En el cofre hermético se baja la presión de 960 bares a 7 en veinte minutos. En esas condiciones, una parte del agua que forma parte del productos se...

Leer más
El patrimonio en un clic
Jul14

El patrimonio en un clic

La empresa Imagen MAS, de Astorga, con una amplia experiencia en el mundo de la fotografía de patrimonio, diseña un recorrido por la catedral de Palencia a través de ‘tablet’ con las últimas tecnologías, así como un proyecto de difusión del patrimonio europeo. La imagen del turista acompañado por folletos informativos en papel o con sus pertinentes guías de viaje es algo cada vez menos habitual. Las nuevas tecnologías están dando paso a otras costumbres que, no solo facilitan la manera de hacer turismo, sino que además permiten al visitante acceder a un número cada vez mayor de información y más detallada. La empresa Imagen MAS, ubicada en Astorga, con experiencia en el mundo de la fotografía de patrimonio, aprovecha las nuevas tecnologías para «facilitar las cosas a la gente, no complicárselas» y para sacar el mayor rendimiento posible de los recursos y potencialidades que tienen los nuevos medios al servicio del patrimonio, explica el director de la empresa, Miguel Pérez Cabezas. Ahora mismo, se está trabajando en un proyecto en la catedral de Palencia que permitirá al visitante, a través del uso de una tablet, hacer un recorrido por el interior del templo y conocer con detalle cada uno de los elementos que hay en él mediante ‘puntos calientes’ en los que se ofrece información artística pormenorizada. «Es una manera distinta de guiar a la gente por el patrimonio de un lugar e intentando que sea accesible a todo el mundo», añade Pérez Cabezas. El uso de audio-guías se había hecho frecuente en muchos monumentos. A través de fotografías, se va siguiendo el recorrido marcado y conociendo información del lugar, algo que hasta ahora, en la mayoría de los casos, se sigue mediante simples audios con una imagen o un número del punto de interés. Con esta nueva aplicación, el visitante no sólo estará dentro del edificio, en este caso de la catedral de Palencia, para recorrerlo gracias a las numerosas fotografías de enorme calidad obtenidas para dar forma a este trabajo, sino que además sentirá esa misma sensación a través de la tablet porque será como viajar a través del edificio con una tecnología que se considera que no se ha aplicado en toda Europa. «En este momento hay cosas avanzadas en el mundo, pero nada como esto», reconoce Pérez Cabezas, que explica que el museo del Louvre de París cuenta con un sistema de audio-guía «muy evolucionado pero muy complejo» que además dirige al visitante a través de una consola Nintendo, es decir, con una pantalla muy pequeña y con una explicación demasiado extensa. En el caso de España, en el Museo Arqueológico Nacional también se...

Leer más
Vivir en un huevo
Jul14

Vivir en un huevo

Este pequeño hogar permite vivir fuera de la red de servicios, al autoabastecerse a través de las energía fotovoltaica y eólica así como de la recogida y filtración de las precipitaciones de lluvia. Tiene forma de huevo, se puede trasladar de un lugar a otro, mide 4,45 metros de largo, por 2,55 de alto por 2,25 de ancho, pesa 1.500 kilogramos, tiene una superficie utilizable de unos ocho metros cuadrados y permite disfrutar en su interior de las comodidades básicas de un hogar convencional: cama caliente, agua corriente y comida. Este refugio chico o minihogar permite vivir de manera independiente ya que está fuera de la red convencional de servicios de las ciudades y dispone de una tecnología sostenible que le permite autoabastecer sus necesidades, a través de las energía fotovoltaica y eólica así como de la recogida y filtración de las precipitaciones pluviales. Estas son algunas de las características más llamativas de la casa portátil y ultracompacta Ecocapsule desarrollada por un equipo de arquitectos de Bratislava, capital de Eslovaquia, cuyo prototipo han presentado a mediados de 2015 y que prevén poner a la venta a finales de este mismo año. Este hogar con forma de huevo y elegante diseño ofrece un hogar independiente en cualquier parte del mundo ya que no necesita recibir energía ni suministros públicos convencionales. La Ecocapsule puede ser transportado con un remolque y servir como una pequeña vivienda, un dormitorio adicional, una oficina o punto de recarga de vehículos eléctricos, además de poder usarse como laboratorio, cuarto de hotel, casa de emergencia o puesto de ayuda humanitaria, según sus diseñadores Nice Architects, NA, (www.nicearchitects.sk/en). Su ajustado interior incluye aseo y ducha, cocina americana, una zona de comedor, cama plegable, y dos áreas de almacenamiento, una interna y otra externa. El acceso a la minicasa se efectúa a través una sola puerta levadiza situada en la parte lateral de la vivienda, que cuenta con dos amplias ventanas. Equipada en el techo con un panel solar de 2,6 metros cuadrados y 600 vatios de potencia y un sistema de baterías integrado con capacidad para almacenar casi 10.000 W, la Ecocapsule tiene un aerogenerador de 750 W de potencia, configurado como un poste retráctil, mientras que su baño incluye un inodoro de compostaje y una ducha, y el sistema de recolección y filtración de agua de lluvia ofrece agua potable. «A pesar de su pequeño tamaño y forma compacta, cada Ecocapsule alberga cómodamente a dos adultos y está equipada con todos los elementos esenciales necesarios para una estancia prolongada sin necesidad de recargar o reabastecerse desde el exterior», informa el arquitecto Igor Zacek, uno de los diseñadores...

Leer más
Desafiar los malos pronósticos
Jul14

Desafiar los malos pronósticos

Tamara Álvarez Robles. Dijeron que no valía para estudiar, es una alumna brillante de la ULE Guarda un profundo recuerdo de los profesores del Instituto Lancia que le dijeron que no valía para los estudios. «Los tengo presentes cada vez que doy un paso en mi carrera profesional», dice. Tamara Álvarez Robles, 26 años, premio extraordinario fin de carrera, accésit del premio Mariano Rodríguez a jóvenes investigadores por un trabajo sobre la participación de León en el diseño de la organización territorial del Estado español y su evolución, diplomada en Gestión y Administración Pública por la Universidad de Oviedo, máster en Asesoría Jurídica de Empresas por la Universidad de León con nota media de sobresaliente, PDI en Derecho Constitucional con una beca concedida por la propia universidad, (un logro en sí mismo obtener ayudas en algo que no sean ciencias puras), está preparando el doctorado y ayudado con la docencia en algunas asignaturas del área que investiga en la ULE, es autora de cuatro trabajos de investigación sobre inmigración e integración social, la democracia y la globalización y la responsabilidad política, ha participado en dos investigaciones sobre proyectos de innovación docentes aplicados a colectivos con necesidades especiales, en particular alumnos con discapacidad, ha publicado en revistas internacionales y pertenece al grupo de Investigación de Derecho Constitucional de la Universidad de León. En fin, que parece que no estuvieron muy acertados en su evaluación sus profesores del instituto. Un ejemplo de cómo el sistema se encarga de desmotivar a los alumnos, por ejemplo. Y de cómo cierra el paso a quienes terminarán siendo brillantes. La familia de Tamara no hizo ni caso. «De mis padres aprendí que debo luchar por lo que creo, que las metas no son inalcanzables y que pese a los ‘noes’ hay que seguir adelante». Se aplicó mucho en estas enseñanzas Tamara Álvarez Robles. Ha trabajado en verano en una piscina para permitirse seguir estudiando, ayuda en la administración de la empresa familiar y echa una mano desinteresadamente en la junta vecinal de su pueblo. Nunca se rindió. En su camino ha encontrado otros profesores que sí confiaron en ella. Quiere poner en práctica un proyecto para ayudar a alumnos con menos posibilidades económicas, algo así como unas clases de refuerzo gratuitas. Tal vez aquel examen tan riguroso que suspendió en el Lancia siendo solo una adolescente le ha convertido en lo que...

Leer más
Sobresaliente en innovación
Jul07

Sobresaliente en innovación

El colegio Paula Montal Escolapias de Astorga ha desarrollado una interesante apuesta durante este curso, acercando al mundo rural nuevas herramientas educativas. Las tablets se han convertido en parte del día a día de 83 alumnos y 15 profesores. El papel pierde espacio y lo gana una pantalla a golpe de clic. Aprender, jugar, leer, motivarse, formación. Todo a golpe de ‘click’. El colegio Paula Montal Escolapias de Astorga es de los primeros centros del mundo rural que ha llevado un nuevo proyecto educativo a las aulas. Los libros de papel han pasado a un segundo plano y en su lugar son las tablets las mejores herramientas educativas para los 83 niños, de 6º de Primaria y 1º de la ESO, y 15 profesores que forman parte de este proyecto que arrancó a principio de curso y que promete continuidad. Resulta un proyecto de gran importancia, porque hasta ahora se habían hecho pruebas piloto de una semana, pero no se había implantado un nuevo modelo más innovador y moderno durante todo un curso. Así, fueron los profesores quienes primero se empaparon. «La educación reclama otro tipo de respuestas y buscamos ofrecer un modelo de aprendizaje que se asemeje a las necesidades de los alumnos», explican desde este centro pionero de Astorga. «No queremos quedarnos atrás», reconocen. Esta apuesta ha traído consigo que tanto la dirección del centro, como las familias, alumnos y profesores arrimen el hombro. «Estar a la cola no va con nosotros», aseguran, y reconocen que los quince docentes que están en el proyecto se han comprado su tablet. «Los alumnos de once y doce años que este curso han comenzado con el proyecto son nativos digitales», comenta el director, que asegura que en principio se piensa que van a ser capaces de manejarla. Lo cierto es que los estudiantes de esta edad son expertos en utilizar la tecnología como ocio, pero hasta ahora no conocían sus aplicaciones formativas. Es la cara B de una herramienta tan útil como necesaria en plena sociedad del siglo XXI. «En clase las tablet son como un libro más, las redes sociales se quedan fuera del aula. Todos los alumnos cuentan con un correo para comunicarse», adelantan desde el colegio, donde recuerdan que contra todo pronóstico los primeros problemas que se registraron fueron de memorización. El uso de la tablet no supuso un freno para los chavales, aunque recordar las contraseñas sí costó algo más. Sin embargo, solventados los lógicos escollos iniciales —los mismos con los que podría toparse un adulto— ahora han normalizado tanto este instrumento que hay ocasiones en las cuales hasta se les olvida en casa. «Ya se...

Leer más